Los críticos denuncian un «pucherazo» y retiran su candidato a las primarias de IU Imprimir
Domingo 13 de Enero de 2019 13:17

Javier Arias gana unas primarias bajo sospechaJavier Arias gana unas primarias bajo sospechaJavier Arias, con un 81% de los votos emitidos, gana las primarias para elegir al aspirante de Izquierda Unida a la alcaldía de Ponferrada. Su rival, Manuel Fernández se retiró después de que no se dejara votar a algunos de sus partidarios que habían "desaparecido misteriosamente" del censo e impugnará la votación ante los órganos superiores del partido.

Primarias fallidas en Izquierda Unida de Ponferrada, cuyos militantes y simpatizantes estaban llamados este domingo a elegir su candidato a la alcaldía de Ponferrada, a la espera de la previsible confluencia con Podemos. El ganador ha sido el oficialista Javier Arias Blanco, coordinador de la asamblea local, pero sin oposición en las urnas. Su único adversario, Manuel Fernández, decidió retirar su candidatura después de comprobar "la falta de garantías democráticas para competir en condiciones de igualdad". Así que bien podría decirse que fue una victoria por incomparecencia.

La dirección local sostiene que esa renuncia se registró "fuera de plazo" y que varios simpatizantes de Fernández intentaron retirar de la mesa la totalidad de las papeletas con su nombre, lo que retrasó el cierre de las urnas. La participación fue del 50 por ciento del censo afiliados y simpatizantes, cuyo número no se especifica, obteniendo Javier Arias Blanco un 81% de los votos emitidos y un 19% Manuel Fernández Pérez, sin que hubiera votos nulos o en blanco.

Sin embargo, los afiliados y simpatizantes que han impugnado el proceso de primarias alegan en primer lugar que el censo "no ha estado expuesto como marca la normativa" y que el consultado en la mesa de votación "está manipulado porque no incluye a personas que tienen derecho a votar en la asamblea de Ponferrada". Además, subrayan que "no pudimos hacer alegaciones en tiempo y forma a este censo pues no se expuso como es preceptivo en la sede de IU Ponferrada en las fechas señaladas".

Según los militantes críticos con las direcciones local y comarcal, este domingo se ha permitido votar a "muchas personas que no tenían derecho a participar en primarias el 13 de enero según la UAR, que es la Unidad de Afiliación oficial que regula la fecha de derechos de personas afiliadas y simpatizantes". Finalmente, alegan en su impugnación que "se ha prohibido votar a personas afiliadas que sí tienen derecho a votar y a personas simpatizantes que misteriosamente no aparecen en este censo, a pesar de tener constancia documental de que se habían inscrito como simpatizantes en los meses de septiembre y octubre de 2018".

Partidarios de Fernández han acusado a la dirección local de utilizar "mentiras y excusas peregrinas para evitar que votemos simpatizantes o afiliados que apoyamos al candidato opositor, y aparezcan decenas de adscritos simpatizantes del candidato oficialista... A esto se le ha llamado siempre pucherazo y se hace un flaco favor a toda la organización en el Bierzo fomentando esta extrema división y priorizando los intereses personales de algun@s, que utilizan a IU y a la política para servirse de ella y no para el Bien Común y servir a l@s ciudadan@s".


 

Utilizamos cookies para mejorar su experiencia de navegación. Al utilizar esta web usted acepta el uso que hacemos de las mismas. Para saber más sobre las cookies visite política de privacidad.

Acepto las cookies de esta web.

EU Cookie Directive Module Information